Por supuesto.

Estoy que no puedo ni con mi alma. He pasado un fin de semana más fuera de casa que dentro, pero reconozco que ha sido genial. He tenido tiempo para estar con amigos con los que no estaba desde hacía muchísimo tiempo, he tenido una especie de cita y aún así he estado con los amigos con los que comparto casi hasta cada suspiro que tenemos.

Eso sí, el malestar que llevaba teniendo toda la semana sigue ahí, y no parece que tenga ganas de irse. La lista de las mejor vestidas la quiero dejar para mañana, que con un poco de suerte tendré más tiempo para prepararla y escribirla en condiciones.

Sin embargo, hoy os quiero enseñar una foto que me ha gustado muchísimo como inspiración rockera.

Espero que os guste.

Feliz lunes, y ¡poned música a vuestra semana!